Planta MDF Jaguaraiva, Brasil
Planta MDF Jaguaraiva, Brasil

Masisa concreta venta de complejos industriales en Brasil

Con un valor de venta de US$102,8 millones, las instalaciones se ubican en Ponta Grossa (Paraná) y en Montenegro (Rio Grande do Sul).

Masisa informó que este miércoles concretó la venta de su filial Masisa do Brasil Ltda. a la sociedad brasileña Arauco do Brasil S.A., filial de la sociedad Celulosa Arauco y Constitución S.A., tras cumplirse una serie de condiciones estipuladas en el contrato, siendo la más relevante la autorización de la Transacción por la autoridad de libre competencia de Brasil, el Conselho Administrativo de Defesa Económica (“CADE”).

Con un valor de venta de US$102,8 millones, los principales activos de Masisa Brasil consisten en dos complejos industriales ubicados en Ponta Grossa (Paraná) y en Montenegro (Rio Grande do Sul), que entre ambos poseen una línea de tableros MDF con una capacidad instalada de 300.000 m3 anuales, una línea de tableros MDP con una capacidad instalada de 650.000 m3 anuales y cuatro líneas de recubrimientos melamínicos con una capacidad total instalada de 660.000 m3 anuales.

Proceso de desinversión

En el comunicado de la compañía se destaca que esta transacción se enmarca en el proceso de desinversión de los activos industriales de la sociedad en Argentina, Brasil y México anunciado el pasado 17 de julio.

Esta venta, más la del negocio industrial de Masisa Argentina por US$155.000.000, implica un monto de desinversión de aproximadamente US$258.000.000 por ahora, lo que es muy positivo para el plan que se ha trazado el Directorio. Con estas desinversiones Masisa bajará significativamente su nivel de endeudamiento, lo que junto a una reducción de gastos corporativos y operacionales que se están implementando, le permitirá una mejora importante en la rentabilidad de su negocio, señalaron desde la compañía.

[Pérdidas de Masisa aumentan a US$65,6 millones en tercer trimestre]

Este proceso permite que Masisa, manteniendo su negocio forestal, focalice su actividad comercial en negocios de mayor valor agregado en la Región Andina, Centroamérica, Estados Unidos, Canadá y otros mercados de exportación, conservando su capacidad productiva para abastecer la región desde Chile y Venezuela.

De esta manera, la compañía está volcando sus esfuerzos en acelerar su estrategia comercial y maximizar su rentabilidad a través de lo que han sido sus fortalezas y ventajas competitivas, como son la innovación y diseño, expandir las alternativas de valor agregado en productos y servicios, impulsar nuevas soluciones integrales y desarrollar los canales de venta a través de nuevas tecnologías.

Masisa está siendo asesorada en estos procesos por el consorcio conformado por el banco de inversión colombiano Inverlink y UBS Investment Bank.

Temas Asociados