Inversión privada proyectada a cinco años cae 23% a mínimo desde 2008

Los sectores energía, inmobiliario y minería explican más de dos tercios de la merma por US$ 10.393 millones respecto del monto quinquenal que estimaba la entidad en su reporte de fines de 2016.

(El Mercurio) La inversión privada proyectada a un plazo de cinco años no repunta y está en su menor nivel desde 2008. Así lo revela el último catastro de la Corporación de Bienes de Capital (CBC) con datos a marzo de este año, que señala que los proyectos privados -un total de 500- para el periodo 2017-2021 suman US$ 35.107 millones, lo que representa una disminución de US$ 10.393 millones o 23% frente al informe anterior con cierre en diciembre pasado.

La entidad explicó que esta cifra se genera, por una parte, por el cambio de quinquenio (el análisis anterior consideraba 2016-2020), por lo que salió del informe el año pasado, que aportaba US$ 13.798 millones, mientras que el período que se incorporó, 2021, contabiliza US$ 1.290 millones. De todos modos, la CBC, indicó que se observa una baja reposición con iniciativas nuevas, factor que no alcanza a compensar la salida de los planes del catastro porque terminaron o fueron descartados.

“Los factores que podrían determinar un menor grado de reposición de la cartera de proyectos privados son múltiples, entre los que se encuentran condiciones menos favorables de mercado, falta de financiamiento, extensión o dificultades en el proceso de calificación ambiental, compleja tramitación sectorial de permisos, incertidumbre, entre otros”, comentó la CBC.

Desempeño de principales rubros

El 67,6% de la menor inversión se produce por mermas en montos ligados a los sectores energía (36,93%), inmobiliario (17,09%) y minería (13,58%).

Al analizar el caso del rubro energía, la CBC comentó que “el freno de los proyectos de generación convencionales, de alto impacto ambiental, sumado a los incentivos de la autoridad permitieron un gran desarrollo durante los últimos años de iniciativas no convencionales que pudieran abastecer la demanda del mercado. Sin embargo, actualmente, la brecha entre oferta y demanda se ha reducido, con la incorporación de los proyectos terminados”.

En cuanto al ámbito inmobiliario, la Corporación señaló que “se ha verificado una menor actividad, tanto de ingreso de nuevos proyectos como de continuación de nuevas etapas en otros. Esto último ha coincidido con un bajo crecimiento de la economía local, que ha afectado también los desarrollos inmobiliario-comerciales”.

En el caso de la minería, la entidad recordó que el fin del “superciclo en el precio de los minerales representó también el ajuste de la cartera de proyectos sectorial”. Añadió que, en ese contexto, se descartó parte significativa “de las grandes expansiones de faenas o desarrollos de nuevos yacimientos, y se desarrollaron mayormente iniciativas de menor tamaño, cuyo propósito era optimizar procesos, mantener niveles de producción, o generar expansiones marginales”.

La CBC añadió que otros sectores que registran iniciativas descartadas de las proyecciones son el industrial y el forestal. Indicó que se han retirado complejos industriales, por razones de mercado; montajes en centrales forestales y plantas acuícolas, por extensión de procesos de calificación ambiental.

Montos en la capital caen 20%

Salvo Tarapacá y La Araucanía, todas las regiones registraron disminuciones en las inversiones proyectadas a cinco años. La Región Metropolitana, que concentra cerca del 30% de los montos esperados a 2021, experimentó una caída de 20,7%.

Antofagasta -que suma US$ 8.651 millones en inversiones en el quinquenio- exhibe una merma de 22,3% en comparación con el reporte previo de diciembre pasado.

Máximo US$ 84.538 millones era la inversión prevista a cinco años en el 4 {+o} trimestre de 2013. Proyecciones para planes del sector estatal también descienden

En el reporte del primer trimestre de 2017, la Corporación de Bienes de Capital catastró inversiones del sector estatal por US$ 11.641 millones para el período 2017-2021. Ese monto es menor a los US$ 15.694 millones detectados en el reporte de fines del año pasado, que consideraba el lapso 2016-2020.

La CBC indicó que no necesariamente la disminución de los planes ligados al área pública está vinculada a que el actual gobierno está atravesando por el último año de su mandato.

La entidad explicó que la merma actual “coincide con que grandes proyectos del portafolio, que comenzaron su ejecución en años previos, terminaron recientemente o lo harán próximamente”. Citó como ejemplos la Línea 6 del metro, el mejoramiento integral de la infraestructura ferroviaria del tramo Santiago-Rancagua de EFE y algunos recintos del plan de hospitales, entre otros.

A lo anterior, se añade que aún no se define un cronograma preciso de ejecución para las nuevas iniciativas equivalentes o de reposición.

Los mayores desembolsos del sector estatal se encuentran en obras públicas, con US$ 5.907 millones, seguido de minería, con US$ 5.431 millones. Más atrás aparece el rubro energía, con US$ 299 millones y solo US$ 4 millones a 2021.

Temas Asociados